sábado, 8 de octubre de 2016

#hemeroteca #acoso | “Mi madre ya avisó en el colegio de que se metían con la niña”

Imagen: Última Hora / La niña ingresada en Son Espases, Palma
“Mi madre ya avisó en el colegio de que se metían con la niña”.
La hermana de la menor hospitalizada tras una paliza en Palma dice que la insultaban antes de la agresión. Interior descarta que sea 'bullying'.
Lucía Bohórquez | El País, 2016-10-08
http://politica.elpais.com/politica/2016/10/08/actualidad/1475927545_162388.html

Jessica Millán es una de las hermanas mayores de la niña de ocho años que esta semana tuvo que ser ingresada en el hospital de Son Espases de Palma después de recibir una paliza en el patio del colegio por parte de una docena de niños de entre 12 y 14 años del mismo centro escolar. "No es la primera vez que mi madre ha ido al centro a comunicar que se metían con mis hermanas, ya avisó de que se metían con la niña", explica Millán a este periódico. Asegura que la menor ha estado un día y medio ingresada por un desprendimiento de riñón, una fisura en las costillas y gran cantidad de moretones y arañazos tras una trifulca que se produjo en el patio del colegio a raíz de una disputa por un balón.

Millán rechaza que se tratara de un suceso aislado y recuerda que su madre había acudido tres días antes de la agresión a hablar con la directora del centro para denunciar que un niño había insultado y empujado a otra de sus hermanas, de 12 años y que también estudia en este colegio. "La directora habló con el niño y le dijo que no volviera a hacer nada a las niñas y que las dejara en paz, pero el chico se puso chulo y le tuvieron que llamar la atención" explica al teléfono Millán, de 33 años, que fue la que puso la denuncia por lo sucedido. La niña tiene tres hermanas por parte de madre y dos hermanos más por parte de padre.

La llamada de atención al colegio no sirvió para evitar la agresión que se produjo al finalizar el recreo en el patio del centro escolar tres días después del aviso. "Estaban jugando un partido de fútbol y el equipo de mi hermana iba ganando. Cuando sonó el timbre, la niña cogió el balón y paró la jugada para darle la pelota al profesor de Gimnasia, pero el otro equipo quería seguir jugando y se enfadaron, así que uno de los niños le dio una patada y le empujó al suelo" relata. A partir de ahí, uno de los chicos "se puso encima de ella de rodillas" mientras otros le sujetaban las manos y le daban patadas.

La vigilancia en el patio
En ese momento no había ningún profesor en el patio porque la docente encargada de vigilar a los menores se había ausentado para ayudar a un alumno con una discapacidad que había tenido un problema, según asegura la familia. "Los inspectores de la consejería nos han dicho que tendría que haber dos profesores para vigilar a los alumnos", explica la mujer, que lamenta que ningún docente presenciara estos hechos, de los que la familia se enteró cuando la madre fue a buscar a la niña al colegio al finalizar la jornada. Ni la Conselleria d'Educació ni ningún portavoz del colegio público se han pronunciado sobre si había o no docentes vigilando el recreo. La tutora le dijo a la progenitora que se había producido una trifulca en el patio, pero que la menor estaba bien. "Como la niña decía que le dolía el lado izquierdo y el brazo se la llevó al hospital de Son Espases y allí le hicieron pruebas y radiografías y le ingresaron".

Interior dice que no es acoso, la Policía aún investiga
La Policía Nacional y la Consejería de Educación del Gobierno balear continúan investigando el grave episodio ocurrido en un colegio público de Son Roca, una barriada de clase trabajadora de Palma. Este lunes han sido citados para declarar en comisaría la directora del centro y varios profesores, mientras los investigadores tratan de averiguar si el suceso fue un hecho puntual o se trata de un episodio de acoso escolar prolongado en el tiempo. Pese a que la investigación sigue abierta, el ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, ha asegurado este sábado en Burgos, a preguntas de los periodistas, que se trata de "una agresión y no de ‘bullying’".

"La llaman ‘marimacho’"
Las dos hermanas habían sufrido episodios previos de insultos por parte de algunos compañeros, según su familia. "A la pequeña le gusta vestir de niño y jugar al fútbol y le insultan y le llaman marimacho, mientras que la otra es un poco más infantil y también se meten con ella" dice su hermana mayor, que señala que ambas menores habían recibido "alguna patada" por parte de los chicos implicados en la agresión, pero la situación nunca había desembocado en un episodio tan grave.

Los menores presuntamente implicados en la paliza han sido identificados, tienen entre 12 y 14 años y serán interrogados en los próximos días. "Esperemos que esto no sea en balde, que se tomen medidas y que los niños que le han hecho esto a mi hermana sean expulsados o se haga lo que se tenga que hacer" sentencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...