sábado, 10 de junio de 2017

#hemeroteca #homofobia | El obispo de Solsona: de 'Superman indepe' a hereje 'non grato' por "homófobo"

El obispo de Solsona: de 'Superman indepe' a hereje 'non grato' por "homófobo".
Cuestionó en una pastoral que la homosexualidad sea algo innato y defendía que se puede luchar contra ella, también defendió la autodeterminación. Su pecado: Hablar del "fenómeno creciente de confusión en la orientación sexual de tantos adolescentes" en términos que no han gustado a los colectivos LGTB.
Elena Pita | Crónica, El Mundo, 2017-06-10
http://www.elmundo.es/cronica/2017/06/10/59340ab0268e3ed24d8b4586.html

Fue parodiado en un cartel de carnaval de su propia diócesis como Superman bajo sotana, escribió una carta pastoral en defensa del derecho de los catalanes a decidir sobre su pertenencia a España, se disfrazó de diablo en la popular fiesta de la Patum de Berga (misma diócesis), se opuso al uso del preservativo como método contra la propagación de enfermedades víricas ("la castidad es el único camino para evitar el contagio"), se declara no obstante en contra del celibato sacerdotal, prohibió los actos culturales laicos en los espacios eclesiásticos y, pese a todo, el señor obispo de Solsona se considera y era considerado "un clérigo progre". Hasta el pasado martes.

Tarde de Dios del día 30 de mayo de 2017 y una horda de ciudadanos de su propia jurisprudencia obispal le aplica un escrache a la puerta de la iglesia donde oficia, del que tiene que zafarse protegido por las fuerzas del orden. Al día siguiente, el pleno del Ayuntamiento de Cervera, mismo obispado solsonés, le declara "persona non grata", y en el municipio de su sede diocesana y en el de Mollerussa, también los alcaldes le reclaman "una rectificación pública". Pero ¿qué demonios ha tenido que hacer el bisbe de Solsona para ser objeto de semejante escarnio público? Xavier Novell i Gomà (Agramunt, 1969), quien fuera el obispo más joven de España a sus 41 años, planteó el pasado domingo 21 en su carta pastoral que "la homosexualidad podría estar causada por la ausencia de la figura paterna". La homosexualidad, ese "fenómeno creciente de confusión en la orientación sexual de tantos adolescentes", en sus palabras. La faena estaba servida: cuestionaba que la homosexualidad sea una condición innata, y defendía que se puede luchar contra ella, dando por hecho que se trata de una lacra. Novell había cruzado la línea roja y era denunciado ante el Observatorio Contra la Homofobia, que a su vez exigía a la Generalitat "contundencia" contra sus palabras.

De los 15 ayuntamientos de su diócesis, aguerrida y montañesa comarca del Solsonés, 13 están adscritos a la Asociación de Municipios por la Independencia. Y el obispado parece ser uno más, como se lee en carta pastoral a propósito de la consulta del 9-N: "Cuando se afirma que Catalunya no tiene derecho a la autodeterminación y que sería ilegal la consulta del 9-N, se está usando la ley para impedir un derecho fundamental que es anterior y superior al ordenamiento jurídico vigente. Los pueblos que tienen conciencia de su historia anterior a la formación del Estado, y mantienen, junto con esta conciencia, una cultura y una lengua propias (...), guardan viva la convicción de que no provienen de la división administrativa de un Estado-Nación (...). Esta conciencia de ser una realidad nacional previa es lo que da sentido nacional a nuestro país" (català).

Pero nada de esto parece ser comparable a preguntarse ahora en la misma hoja parroquial "si el fenómeno creciente de la homosexualidad no se deberá a que la figura del padre, en la cultura occidental, está simbólicamente ausente, desviada, difuminada, e incluso la virilidad parece ser cuestionada".

Llamada de Crónica al Bisbat. "El obispo no está y no va a hacer ninguna declaración". Nos remite a la carta que colgarán en su web. En ella, monseñor Novell advierte: "No tengo nada que rectificar y no me atemorizan las amenazas políticas". Pide "disculpas a los padres y madres que se hayan sentido dolidos". Pero reitera que él "no ha discriminado a nadie" y que "son falsas las acusaciones de homofobia recibidas".

Xavier Novell era scout y estudiante de perito agrario cuando a los 21 años se le cruzó la vocación. Cambió sus estudios campestres por los más elevados de Teología en la Universidad Gregoriana de Roma, donde se doctoró. Ejerció su primer cargo eclesial en esta misma diócesis, vicario en el 97, y siguió ascendiendo escaleras al cielo hasta que el 12 de diciembre de 2010 tomó posesión como obispo de Solsona.

¿Y lo de Superman? Transcribo de una entrevista que en 2011 le hacía nuestro compañero Pedro Simón: "Yo era un vicario muy joven, con grandes deseos de llegar a la gente. Me llamó una mujer diciendo que estaba muy deprimida y que si podía ir a su casa a verla. Fui feliz. ¡Cómo no!, yo era Superman llamado a salvar a los pobres indefensos. Total, que empezó a contarme sus problemas matrimoniales. Tenía la mesa puesta. Estaba esperando a su marido camionero, que en esto llega y... La cosa fue complicada. No era muy dialogante. Pero pude salir airoso sin llevarme un buen bofetón". Las declaraciones terminaron en el cartel de los carnavales de Solsona: el torso de un hombre ataviado con sotana que se abre la pechera y enseña la malla de superhéroe con la ese de Superman. El diseñador lo reconoció sin reparos: sí, era Novell; y no pasó nada porque la broma se había hecho "con respeto y sensibilidad", según la junta carnavalesca. Otra cosa es ésta de ahora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...